jueves, 5 de junio de 2014

Esculturas egipcias y mesopotámicas






El descubrimiento de bloques cúbicos de piedra, empleados para esculpir estatuas, a medio tallar, con la cuadrícula trazada sobre las distintas caras del bloque aún visible, había llevado a postular que los escultores egipcios partían de bloques de piedra cortados en forma de cubo.
 En los años veinte, el gran egiptólogo y asiriólogo Henri Frankfort, conocedor también del arte de las vanguardias, enunció que el volumen básico en Mesopotamia, a partir del cual se esculpían estatuas (de orantes, principalmente, era, no el cubo, como en Egipto, sino el cilindro.
Esta distinción, que destacaba la importancia de dos figuras geométricas puras -el cubo, y el cilindro- seguramente no era casual. Después de que Cézanne hubiera escrito acerca de la existencia de cubos, conos y cilindros en el origen de todas las formas naturales -figuras que el artista tenía que rescatar, librándolas del peso y las distorsiones de la materia, formas consideradas platónicas-, y del cubismo, junto con otros -ismos que ponían el acento en la importancia de volúmenes puros como origen o esencia de formas naturales, Frankfort trató de estudiar el arte antiguo, egipcio y mesopotámico, como si fuera el arte griego y romano, es decir como arte y como como etnografía -o magia. Las estatuas eran estatuas y no fetiches.

La primacía del cubo quizá se debiera a la organización cuatripartita del universo. El cubo de base era una imagen del universo. Las directrices principales apuntaban hacia los puntos cardinales, se organizaban según los ejes seguidos por el Nilo (norte-sur) y el curso del sol (este-oeste). De este modo, las estatuas esculpidas a partir de bloques de piedra cúbicos manifestaban presencias divinas en el cosmos, o mostraban a seres -faraones, miembros de la corte o el templo- en conexión con las fuerzas cósmicas.

Por el contrario, la preferencia del cilindro en Mesopotamia quizá revelara otro imaginario. Las estatuas se sustentas en gruesas bases cilíndricas. Éstas son como islas sobre las que se alzan los orantes. Quizá el mundo sumerio no diera tanta importancia al sol sino al agua. Los meandros finales de los ríos Tigris y Éufrates, los canales sinuosos, las islas de juncos en medio de las marismas podrían haber configurado un paisaje dominado por las líneas curvas, en el que emergían rectos pero flexibles los talos de juncos y cañas, símbolos de rectitud, símbolos entonces reales y divinos.

La diversa estatuaria egipcia y mesopotámica (sumeria) revelaría así, una muy distinta visión del mundo, y de la presencia divina en éste. Frente al hieratismo solar egipcio -el culto al dios-padre Ra-, la sinuosidad sumeria -la importancia de la diosa-madre Nammu, diosa de las marismas.

11 comentarios:

  1. Quizá también que los egipcios usaban la piedra en bloques cuadrados para sus construcciones y de ahí podrían utilizarlos para la escultura mientras que los sumerios usaban más el barro y su trabajo con la piedra tenía que ver con los sellos cilindros y con el trabajo de recipientes.

    ResponderEliminar
  2. Comentario fundamental.
    Las canteras no eran raras en Egipto.
    En Mesopotamia, por el contrario, las estatuas de piedra se tallaban posiblemente siguiendo las formas resultantes del modelado de figuras en barro. La forma cilíndrica bien podría venir del gesto de trabajar el barro, barro que provenía de las aguas cargadas de limo de las marismas, es decir del vientre de la diosa Nammu
    Muchas gracias por esta aguda puntualización

    ResponderEliminar
  3. Gracias !Claro,porque el barro se trabaja a base de cilindros,de "morcillones" o a partir de una bola ;el círculo parece una forma más natural e intuitiva que el cuadrado.Las primeras cabañas son circulares,quizá porque seguían el círculo creado por los humanos en torno al fuego.

    ResponderEliminar
  4. Todas estas cosas que nos cuenta usted son realmente apasionantes. En el caso de Egipto se supone que había una tradicional diferencia entre el alto y el bajo Egipto que dio origen a la doble corona clásica de los faraones.

    El Delta del Nilo sería geográficamente más parecido a las marismas sumerias, ¿es así?

    Y en el sentido que comenta María Egipto tenía buenas canteras, no así el mundo mesopotámico, ¿no podía haber influido este hecho práctico en la forma básica de los bloques?

    Resaltar la similitud cilíndrica con el barro tiene mucho sentido como usted mismo afirma.

    Saludos.

    ResponderEliminar
  5. Creo que sí,Peletero;la arcilla cuando no se utiliza el torno se trabaja a base de cilindros ,de círculos hechos con ,"morcillones " ,a partir de presiones en una bola .
    Y además ,los significados cosmológicos que pueden tener el círculo y el barro como dice Tocho.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. En efecto, María y El Peletero tienen razón. Antes del torno, las primeras vasijas se moldeaban a partir de unos "churros" de arcilla que se enroscaban unos sobre otros. La forma cilíndrica era la directriz, de algún modo.
      Muchas gracias por las observaciones.

      Eliminar
    2. El otro día ,al ver que no salía mi primer comentario sobre la manera de trabajar la arcilla pensé que había hecho algo mal al enviarlo y por eso lo repetí.No quería ser reiterativa :-)
      Por si no lo han leído ,en "La alfarera celosa",de Lévi-Strauss vienen datos muy interesantes sobre todo el universo de mitos y valores que se originan alrededor de la arcilla y el trabajo de la alfarería.

      Eliminar
    3. ¡Diantre! Sus comentarios me aparecen ahora en el archivo de Spams. Voy a pedir a un técnico que me revise el ordenador.
      Siento este problema que tardé unos días en darme cuenta y espero solucionarlo mañana.

      ¡Recuerdo este libro! Lo leí hace tiempo. Me costó, ciertamente, pero los datos aportados, sobre mitos y costumbres de indios de América del sur, si no me equivoco demasiado -desde luego, si la memoria no falla, no sobre Mesopotamia- eran necesarios y echan luz sobre el imaginario cerámico en general.
      ¡Gracias por recordarlo!

      Eliminar
    4. Gracias :-) si el correo es de gmail y la pantalla es muy sensible se puede poner a un correo la etiqueta de spam casi sin darse cuenta y luego todos los correos de esa dirección van a spam.A lo mejor basta con señalar en el correo con la opción "no marcar nunca como spam" (o algo así).
      Efectivamente ;como dice ,es sobre mitos americanos pero arroja luz sobre el imaginario cerámico.Hay una imagen fascinante y sugerente para ilustradores :la serpiente primordial llevando en su lomo los cacharros de arcilla sobre cuya fabricación instruirá a las mujeres :-)

      Leer a Levi Strauss representa para mi un esfuerzo casi sobrehumano .

      Eliminar
    5. Desconocía la imagen de la serpiente con un cazo cerámico en el dorso: una doble imagen femenina primordial.
      A mí también, Levi Strauss me cuesta tanto que no sé si vale la pena.... Tristes trópicos es apasionante -pese a la dificultad y cierta desconexión entre los capítulos-, pero Antropología estructural...
      Levi Strauss es apasionante -aunque conflictivo- cuando otro autor lo explica -y lo aclara.

      Eliminar
  6. ¡Muchas gracias!
    Desde luego, el tan distinto material tuvo que condicionar o guiar las técnicas y formas empleadas, así como el imaginario desarrollado. Pensar en la materia, algo que olvido, es imprescindible.
    Gracias de nuevo

    ResponderEliminar